Vecinos están podridos de funcionarios de Tigo

Vecinos del barrio San Juan, zona sur de Fernando de la Mora, se sienten impotentes por la actuación supuestamente prepotente de los funcionarios de la empresa Tigo, ubicada sobre la calle Zabalas Cue, que prácticamente privatizaron las calles adyacentes para estacionar; además, ocupan veredas, dejan frente a garajes ajenos y hasta ubican sus vehículos en el paseo central, conforme a la denuncia.

Los vecinos se comunicaron con Espacio Fernandino para canalizar sus quejas, acercando fotos y notas que remitieron en más de una ocasión al intendente municipal Alcides Riveros. Si bien suele enviar algunos agentes de tránsito, sin embargo, solo en ese momento se normaliza el aparcamiento, pero apenas desaparecen del lugar, "vuelve el caos", según expresó la Señora Shirley González, una de las afectadas.


Los vecinos solicitan mayor control, multas y que las gruas lleven los vehículos mal estacionados. También exigen que la empresa citada cuente con su propio estacionamiento, porque realmente y generó mucho problema esta situación.

Los vecinos del lugar más perjudicados por esta situación son los que viven sobre Zabalas Cué, Artillería y Progreso.

Otro de los vecinos indicó que ya no saben qué hacer; "nos sentimos impotentes y ojalá esto no termine en una desgracia, porque realmente genera mucha tensión entre nosotros y no hay respuesta positiva por parte de la empresa".

Aguardan una vez más la presencia del intendente, el director de tránsito y de los concejales en el barrio para buscar juntos una solución a esta problemática.

Supuestamente las autoridades municipales nunca se acercaron a dialogar con los vecinos para conversar sobre el particular, a pesar de que enviaron varios pedidos de quejas e invitaciones.



Otro problema que soportan los vecinos del barrio es el agua servida, que supuestamente la empresa Tigo lanza aprovechando cada lluvia. El olor suele ser insoportable, afirmaron.