Caos vehicular: Fernando tiene 42 agentes y estos no dan abasto

La ciudad de Fernando de la Mora, una de las localidades con mayor densidad poblacional, que orilla los 180 mil habitantes en 22 km cuadrados, tan solo cuenta con 42 agentes de tránsito que deben distribuirse para cubrir algunas calles, colegios, instituciones públicas y últimamente la ruta internacional que corresponde a la Patrulla Caminera. En horario pico hay un caos vehicular y por ende, muchas quejas de los automovilistas.

De 06:00 de la mañana hasta las 07:30 aproximadamente las calles Usher Rios, Pitiantuta, Julia Miranda Cueto de Estigarribia, Sargento Candia por citar algunas de zona sur y las de zona norte, Capitán Montiel, República de Colombia, también en su intercesión con la Ruta 2,  experimentan una larga fila de  rodados y por ende, genera nerviosismo en los conductores. Lo mismo ocurre en horas de la tarde, al término de las clases de colegios y salidas de trabajo. Constantemente se leen en las redes sociales la queja de los ciudadanos, que reclaman una solución al problema de tránsito.

Al respecto, conversamos con el director de Tránsito de la Municipalidad, Señor Hino Rodas, quien explicó que prácticamente se ven sobrepasados para cumplir a  cabalidad, debido, según indicó, que solamente cuenta con 42 agentes operativos para toda la ciudad y que 46 instituciones privadas y públicas solicitan la presencia de la policía municipal también en horario de entrada y salida de las personas (estudiantes y empleados).

Admitió que hay un déficits en el servicio, pero que se están buscando alternativas de solución. A las vías internas de la ciudad se suma el problema sobre la Ruta  Mariscal Estigarribia que cuenta con miles de vehículos en casi todo el día, provenientes de diferentes ciudades del Departamento Central, incluso, de Paraguarí, con la intención de ingresar a la capital del país.

Según Rodas, la Patrulla Caminera dejó de cubrir la ruta internacional desde el inicio de la pandemia, por lo que la policía de tránsito fernandina está cargando con esa responsabilidad, considerando que no puede dejar al azar un problema de tal magnitud.

Hace aproximadamente un año el intendente Alcides Riveros había prometido que presentaría un plan integral vial para la comunidad, pero hasta este momento no se hizo público el documento.

Mientras tanto, y hasta que no se den las soluciones de fondo, como el aumento considerable de agentes de tránsito y la reorientación de algunas calles, los conductores seguirán con los pelos de punta.